jueves, 25 de octubre de 2012

En la recepción de la boda ¿Qué comida ofrecer?

Los novios generalmente se preocupan por el banquete que ofrecerán el día de su boda. Por tal razón quieren sorprender a sus invitados con algo distinto, o simplemente expresar la alegría que sienten por su unión ofreciendo lo mejor a sus invitados.

De cualquier manera, la selección del menú es clave en el evento.

Si se celebrará la boda en la mañana (aunque es un horario poco usual) el brunch es una excelente alternativa. Básicamente es una comida que se realiza entre el desayuno y el almuerzo. Debe comenzar hacia las 10:30 o las 11:00 de la mañana, y se prolongará por un término de cinco horas aproximadamente. Si la boda se va a realizar alrededor del medio día es natural que ofrezcan un almuerzo, y si es al caer la tarde, será una cena.

Para el brunch se acostumbra servir una comida liviana, acorde con la hora, así que deben tener en cuenta que las bebidas y cócteles también deben ser suaves.

Regularmente se piensa en huevos, pancakes, salchichas, jamones, frutas, pescados, mariscos, carnes, salsas, etc. Todo acompañado con panes variados.

El almuerzo se ofrece entre las 14:00 y las 16:30 horas. La variedad de platos que pueden servir es superior a la de un brunch, ya que se opta por carnes rojas, pescados, mariscos, carnes blancas, etc. Todo acompañado de vegetales o verduras cocidas.

CENA La cena se puede servir entre las 22:00 y las 00:00 de la noche, con una variedad de platos similar a la ofrecida para el almuerzo. Una cena al estilo tradicional es la opción más elegante, involucra una comida con entrada, plato fuerte y postre.

Cualquiera sea el horario de la fiesta de boda, lo ideal es optar por comida buffet ya que tiene sus ventajas. En principio es molestoso que los platos pasen de un invitado a otro y no falta aquel que manche su atuendo elegante por realizar esta acción.

Con el buffet no se da la comida medida y se evita que algunos comensales se queden con sabor a poco o sobren lo que no les gusta.

Sin duda existen muchas tendencias de menú para una boda y aunque no se puede complacer el gusto culinario de todos los invitados, se puede llegar a la mayoría con un menú sorprendente y a costos aminorados.

Pollo y carne

Si se quiere reducir los gastos del menú, se debe evitar las carnes rojas y blancas y se aconseja servirlas sólo en bocaditos.

Rellenitos

Una opción para economizar son los rellenos de papa porque son deliciosos y económicos.

Albóndigas

La carne molida no es tan cara como la carne blanda y mezclada con otros ingredientes es ideal en el menú.

Copitas

La innovación marca tendencia en las bodas. Se trata de copitas de leche acompañadas de una galleta.

Conos

Se trata de conos rellenos con trozos de pollo y papas fritas. Se acompaña con salsa golf.

Comida rápida

El acontecimiento puede estar engalanado con comida rápida, son pequeñas hamburguesas que se reparten entre todos los invitados como bocaditos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada