miércoles, 20 de septiembre de 2017

Backstage del Tarija Boda 2017



Te presentamos la primera parte del evento
La diseñadora tarijeña Valeria Ángelo lo volvió a hacer. Sorprendió a todos con una colección de diseños presentados en el Tarija Boda 2017, donde además convocó a modelos de distintas partes del país que hicieron del evento una actividad llena de belleza y talento.

“Después de tanto sacrificio, hacer las cosas bien a pesar de piedras o rocas en el camino: es la parte que más amo de mi vida, demostrar mi talento en pasarela; gracias a todas aquellas personas que confían en mi trabajo… vamos siempre para arriba”, comentó la diseñadora al culminar el evento realizado la pasada semana.
En esta primera parte de mostramos el backstage del evento, donde fue evidente la capacidad creativa y el empuje que le pone Ángelo a sus emprendimientos. Sin duda habrán muchos más y vaya que Tarija necesita de gente con ganas de romper esquemas y mostrarle más a Bolivia y al mundo.

lunes, 18 de septiembre de 2017

David Santalla y Sandra Saavedra en la mayor obra de su amor

El amor nació de inmediato. Ese viernes marcó las vidas de David Santalla, uno de los actores y comediantes más importantes del país, y de Sandra Saavedra, su fisioterapeuta y, ahora, actriz. Ambos sabían que ese 31 de marzo de encuentro imprevisto no era suficiente y que debía repetirse. Ahora, el escenario está listo para la obra mayor de la pareja.

"Nos conocimos en Sucre y ahí me impactó la personalidad de Sandra. Cuando nos despedimos, parecía un encuentro casual, pero la extrañé. Quise indagar un poco más sobre ella. Nunca había visto a alguien así con esa personalidad. En lo poco que habíamos conversado, descubrí que había una gran mujer y quería conocerla más", comenta Santalla.

La gira del paceño con la comedia "La imilla, una bruja y el wampiro", una obra dividida en tres actos y que es de su autoría, le permitió estar en la capital del país en marzo, viaje que le dio la oportunidad de conocer a quien se convertiría en su motivo principal y su musa.

Luego del aquel encuentro, cuando la sintonía entre ambos fue evidente, el actor paceño la invitó a acompañarlo en una próxima actuación que se daría en Potosí y ser parte del elenco.

"Cuando nos separamos después de Potosí, me llamaba por teléfono y me decía: 'No puedo vivir sin ti. Siento que ya no te voy a ver si no estás conmigo'. David me encantó desde el principio. Sus ojos tan dulces y esa mirada tan tierna. Esa sonrisa de picarón. Ese niño travieso que nunca creció. Entonces, es una relación fantástica. A mí me encantó que me haya dicho lo mismo porque yo sentía lo mismo exactamente", relata la ahora esposa del humorista.

Han pasado cinco meses y 11 días desde que se vieron por primera vez y fue ese mismo tiempo el suficiente para que la pareja decida subir al altar para darse el sí. Santalla se casó ante su público, al que considera también su familia. El teatro 16 de julio de la ciudad de La Paz fue el escenario principal./(Urgentebo)

lunes, 11 de septiembre de 2017

Aciertos para los invitados



Una boda no es una fiesta más, es historia y tradición, y ser parte de esa celebración es un honor. ¿Ya recibiste la invitación? Sea la boda en un lugar religioso o en el jardín de una casa, la invitación determinará la formalidad o informalidad de la misma y la que todo invitado debe seguir.

— ¿Qué es el código de vestimenta para una boda?

— Simplemente se refiere a la manera en que los novios desean que sus invitados se vistan ese día tan especial. Es una guía que determina ropa formal, informal, gala, esmoquin, traje oscuro, etiqueta rigurosa, etc. Si en la invitación no viene una etiqueta señalada, existen factores a considerar: naturaleza de la celebración, la costumbre local, la hora y el lugar.

— ¿Quién decide el código de vestimenta?

— Los tiempos han cambiado y si bien antes eran los padres —anfitriones de muchas tradiciones— los que invitaban, actualmente son los novios. Si la etiqueta es específica, inequívocamente los asistentes deben utilizarla para no infringir el carácter obligatorio del evento. Los novios, en ocasiones, son más flexibles y permiten a sus invitados un “opcional”, haciéndoles notar que un traje oscuro sería apropiado, pero no determinante. Sin embargo, es recomendable que los novios sean claros al codificar la vestimenta, pues de esto dependerá que sus invitados se sientan seguros y no fuera de lugar, así como también no se lleven ninguna sorpresa el día tan esperado.

— ¿Cómo debo vestir?

— Como regla básica: corto de día, largo de noche. Si la invitación es formal de día, los varones con traje oscuro de corte clásico y corbata, en tonos azul marino, gris oscuro o marengo. Por la noche, smoking o traje negro con corbata delgada negra. Las damas, vestido corto o de cóctel (no más de cuatro centímetros por encima de la rodilla) en tonos claros para día y para la noche traje largo o de cóctel elegante. Si la celebración es informal de día, las damas pueden ir con un traje corto sencillo y los varones con traje oscuro (o combinado en el verano). Para la noche, las damas un vestido de cóctel, un innovador enterizo (jumpsuit). Limiten los tacones a no más de ocho centímetros y reserven los escotes y espaldas descubiertas para la novia.

— ¿Qué colores lucen mejor?

— Los neutros de día y más vistosos de noche; escógelos con absoluta libertad. El blanco desde siglos, por tradición, es el color que conlleva un concepto de pureza e inocencia; por tanto, está reservado para la novia. Lo mismo pasa con los tonos de la gama de los blancos (marfil, gris, plata, beige o champán), se debe tener mucho cuidado para no ensombrecer ni incomodar a la novia, principal protagonista. El negro está siendo utilizado ahora más que antes y es aceptable, siempre y cuando guarde proporción con la formalidad de la boda y que de ninguna manera luzca como luto.

— ¿Y los accesorios?

— Los accesorios son opcionales y se los lleva si son necesarios. Las pamelas o sombreros y las flores, por ejemplo, son perfectos para una boda a mediodía porque protegen del sol. Los tocados, más llamativos con pedrerías y cintas para la noche, se llevan al lado derecho. En todo caso, cualquiera de éstos se utilizan de principio a fin. En cuanto a los bolsos, los de mano quedan mejor.

No hay duda de que para una boda el único papel de los invitados es aceptar, o no, la invitación, ser puntuales, comprar el regalo, y agradecer a la pareja y a los padres de los novios. Es importante respetar la etiqueta impuesta por los novios, hay que cumplirla a cabalidad.

¡Vivan las bodas!

PILAR RICHARDSON ESCRIBE LA COLUMNA SEÑORA ETIQUETA, DONDE COMPARTE SUS CONOCIMIENTOS SOBRE ETIQUETA Y PROTOCOLO, NORMAS PARA UNA GRATA INTERACCIÓN SOCIAL.

Vintage de moda

Lo vintage se ha puesto de moda en la decoración y ambientación de espacios, en especial para bodas. Salones, patios y jardines acogen este estilo que reúne elementos del pasado y los actualiza. Sea de día o de noche, lo vintage pone detalles a cada rincón. Todo sirve, siempre y cuando se mantenga el estilo y se uniformen los colores, entre los que manda el blanco para destacar los materiales elegidos como madera y vidrio. De ahí que recoge cajones, frascos, marcos, jaulas y cuanto la imaginación lo permita.

En el día...

Sensaciones

Con aire campestre, pero con un toque chic es el resultado de una decoración de este estilo que agrupa elementos. Flores

Muchas, de uno, dos y hasta tres tonos, decoran cada espacio, sean colgadas, en floreros sobre la mesa o el piso.

Accesorios

Las pizarras pequeñas escritas con tiza pueden mostrar dar información, como el menú por ejemplo.

Retratos

En vez de las fotos tradicionales, los marcos acompañados de jaulas con flores, todo pendiendo, puede ser una opción diferente para las fotos de ese inolvidable momento.

Por la noche...

Ambientación

Los elementos, mobiliarios y adornos deben crear una emoción, en este caso, nostalgia.

Iluminación

La luz es fundamental para crear sensaciones, y las velas, candelabros y lámparas ayudan.

Mesas

Los retratos son bienvenidos, más si van con flores y con lámparas colgantes.

Escena

El vintage permite colgar cosas, como portavelas o floreros pequeños. En el altar se ven preciosos.

Fusión

Para una boda de noche, donde prima lo elegante, colocar algunos elementos vintage y otros modernos como mesas de vidrio, tendidas solo con cubiertos, cristalería y vajilla, y un ramo central.




Sí... en altamar



Si estás por dar el sí o quieres renovar tus votos matrimoniales, nada mejor que una ceremonia fuera de lo común. ¿Qué tal te suena hacerlo a bordo de un crucero en las Bahamas? Pues se ha puesto muy de moda y además de ser novedosa resulta un dos en uno: boda y luna de miel.

De esto saben los organizadores de viajes en cruceros, quienes atienden cada detalle en función de los requerimientos de la pareja interesada: la ceremonia, el menú, el pastel, las flores, la música...

Luis Quiroz, gerente de Marketing de Viajes Espacial, agencia representante en Bolivia de la empresa de cruceros Royal Caribbean, explica que las ofertas y los paquetes para bodas a bordo están diseñados para todo gusto. Eso sí, es importante planificar todo con anticipación.

El primer paso es elegir el lugar, y si ya se decidieron por un crucero en el mar Caribe —la otra opción es organizar el acto en una playa—, toca escoger el salón. “Seis o siete meses antes de la salida del barco se debe coordinar el salón, porque hay muchos a bordo”, dice Quiroz. Podrás elegir el que mejor vaya con tu estilo y con el tipo de recepción deseado.

No menos importante es preparar la documentación. “Los cruceros de boda incluyen, como lo hace Royal Caribbean, el asesoramiento acerca de los requisitos y trámites legales que se deben cumplir antes de partir”, detalla el ejecutivo.

¿Y quién celebra la unión de los novios? Pues como se ve en las películas, el encargado es nada más y nada menos que el capitán de la nave, quien entregará a la pareja un certificado de bodas, que tiene un enorme valor sentimental más que legal.

El programa Royal Romance Wedding cuenta con planes que se personalizan: el Royal Romance at Sea, incluye la ceremonia, flores, pastel, música en vivo y muchos detalles más. El Sweethearts at Seas otorga un paquete gratuito a la pareja que reserve 12 o más camarotes para sus familiares y amigos.

Y, si desean dar el sí en la playa, a orillas del Atlántico, basta con coordinar con los encargados del barco. La luna de miel será viajando durante tres, cuatro y hasta siete días que, sin duda, serán inolvidables.

Royal Romance wedding ofrece:

Entretenimiento

Música en vivo durante la ceremonia. Luego, a bailar en la recepción con una banda en vivo, un violinista o un DJ.

Flores

Bodas Royal ofrece una variedad floral para ponerle color a tu celebración: ramos personalizados, detalles y arreglos para las mesas.

Recepciones

Puedes diseñar una personalizada. Elige desde cócteles hasta reservas de restaurantes al completo.

Servicios de spa

A mimarse con un masaje. Pero además, él con un afeitado tradicional y ella con una sesión de peluquería y maquillaje.

Fotos

Fotógrafos profesionales captarán para siempre ese momento tan especial.

Documentación matrimonial

Los expertos en certificación te ayudarán a disfrutar de tu boda sin preocupaciones al preparar de forma individualizada tu documentación matrimonial.

Sin Visa

Te sugerimos también considerar la opción de celebrar tu matrimonio en el Caribe Sur, sin visa y todo incluido a bordo de Pullmantur Cruceros.

Fuentes: Luis Quiroz (gerente de marketing de viajes espacial, representante para bolivia de royal caribbean).

Separación de bienes: protección o confianza



Tras la decisión de casarse hay temas importantes que se deben abordar, uno de ellos es el dinero y, si los hay, los bienes... lo tuyo, lo mío y lo que será nuestro. Pero, ¿qué haces si tu pareja te propone una separación de bienes y un contrato prenupcial?

Según la experiencia de la terapeuta de parejas Elizabeth Ordóñez, estas prácticas no son ni muy comunes ni socialmente aceptadas en la sociedad boliviana. “No se trata de ser absolutistas y decir si son buenas o malas. En otros lugares del mundo es normal hablar de dinero y de acuerdos, pero acá nos ponemos susceptibles cuando mencionamos el tema y en el fondo tiene que ver con un asunto de confianza”.

Pero, ¿qué es y para qué sirve la separación de bienes? “Consiste en un acto por el que los pretendientes declaran su patrimonio antes de casarse para que así se diferencie su propiedad durante el tiempo de enlace conyugal”, explica Hipólito Hinojosa, especialista en derecho familiar. Sin embargo, aclara que todo bien material adquirido durante el matrimonio se considera pertenencia de ambos.

Los conceptos técnicos quedan claros y ¿será conveniente plantearle a tu pareja este régimen antes del ‘sí’? Ordóñez opina que un acuerdo prenupcial puede generar desconfianza, más aún si es que una de las partes posee más bienes materiales que la otra. “La familia puede influenciar en la toma de esta decisión al decir que es un matrimonio por interés”, alerta.

El abogado piensa que el iniciar un casamiento bajo este régimen es predisponerse a que el vínculo no dure mucho, lo que no es lo ideal; pero si el temor es fundado, es mejor proteger —cada quien— su patrimonio.

Ambos entrevistados, desde sus especialidades, coinciden en que la separación de bienes es recomendable cuando uno, o los dos contrayentes, ha tenido un matrimonio anterior y descendencia. “Con esta práctica se logra proteger el patrimonio que ambos construyeron para heredar a sus hijos”, comenta Hinojosa.

Hablar claro sobre los bienes y el dinero también puede ser entendido como una muestra de confianza. Tal vez necesaria para iniciar la vida conyugal. “Por eso, háblalo con tu pareja”, dice Ordóñez. Así evitarás susceptibilidades y sabrás cómo proyectar una vida en común.

Fuentes: Elizabeth Ordóñez (Psicóloga y terapeuta familiar) e Hipólito Hinojosa (Abogado especialista en Materia Familiar)

Lo que era mío, ahora... ¿es nuestro?



Acabas de unirte a tu pareja y, además de pensar en gastos caseros y cotidianos, llegó también la hora de planear proyectos mayores como una vivienda, un auto o un viaje. Todo es posible con dos aspectos: confianza y respeto, por un lado, y compromiso, por el otro. Recuerda, ya son dos.

Todo empieza por sumar salarios y decidir cuán transparentes serán al respecto. ¿Le revelarás tu ingreso mensual? “Lo deseable es que (para abordar este asunto) exista mucha y profunda confianza, y a la vez, comunicación. Ambas deben ser recíprocas y la pareja jamás debe llegar a caer en comparaciones, competencias u optar por el individualismo”, reflexiona la psicóloga Tatiana Jáuregui.

Cuando hay un plan de vida conjunto, lo que implica saber y conocer con quién lo estás formando, la confianza y la buena fe deben primar. Así será claro desde un inicio que deben compartir las obligaciones económicas, afirma el psicólogo Juan José Vargas. “Para los gastos de la casa pueden hacer un presupuesto: el que gane más, aporta más. Además consignar un monto al mes para asuntos de salud, emergencias y gustos”.

Unir las finanzas completamente también es posible. El economista Nelson Contreras resalta que este modelo es apto para quienes llegan al matrimonio o a la convivencia sin activos personales altamente significativos y también para jóvenes recién egresados de la universidad. “Ambos deberán tener una cuenta conjunta para gastos compartidos y metas de ahorro”, dice, pero cree que adicionalmente es posible administrar “una cuenta separada, para cada uno, y así disponer de dinero para actividades personales”.

Ya sabes, planifica la economía como “nuestra”, de este factor también depende el futuro de tu relación.

Libres de tabús. Tú y tu pareja son un equipo, donde el manejo de finanzas es tarea compartida.

Nada de secretos. Después del matrimonio o de mudarse juntos, tu pareja se convierte en un socio financiero.

Definir roles. Llega a un acuerdo sobre los gastos del hogar; si uno aporta más, o los dos en montos iguales.

Ahorros. Sumen cuánto dinero hay para gastos y ahorro, esto crea un plan.

Procuren tener un seguro médico. Disminuye el impacto financiero de una enfermedad, un accidente o una muerte.

No gasten más de lo ganado. Sean claros sobre lo que disponen para gastar y para los gustos.

Fuentes: Tatiana Jáuregui (psicóloga / tatjaur@hotmail.com), Juan José Vargas (psicólogo / jota2psycho@gmail.com), Nelson Contreras (economista / yopresupuesto.com)